11.01.2018 | 4 mínutos de lectura | Imprimir artículo

¿Cuantos millones de euros guardan los españoles en depósitos a plazo fijo? | Raisin

¿Sabes cuántos millones de euros guardan los españoles en depósitos a plazo fijo?

El apetito de los españoles por los depósitos es bastante claro pese a la caída de la rentabilidad de estos productos. Según datos del banco de España, los hogares españoles en depósitos tienen invertidos más de 765.000 millones de euros, entre depósitos a la vista o cuentas corrientes (564.912 millones) y depósitos a plazo (202.127 millones). Por su parte, las empresas tienen en su haber más 226.000 millones de euros en depósitos a la vista (189.776 millones de euros) y depósitos a plazo (36.186 millones de euros). A continuación, vamos a ver cómo ha ido evolucionando la cantidad de dinero que los hogares y las empresas españolas han mantenido en este tipo de productos.

Evolución de los saldos

Los saldos vivos hacen referencia a las cantidades totales que figuran dentro del balance de un banco en una determinada partida en un momento dado. En el caso de los depósitos, nos dicen cuánta es la cantidad de dinero que en ese momento tienen las familias y empresas metidas en este tipo de productos. Si vemos su evolución en los últimos años, se observa que en el conjunto global, los depósitos resisten bastante bien la sostenida caída de los tipos de interés motivada por la política monetaria del Banco Central europeo (BCE). No obstante, hay matizaciones. La principal, es que se observa cómo se ha producido un trasvase tanto de las familias como de las empresas del dinero puesto en depósitos a plazo a depósitos a la vista o cuentas corrientes. Por otra parte, dentro de los depósitos a plazo son aquellos productos cuyo plazo de duración es de como máximo dos años los que sufren la mayor caída. Mientras que los que tienen una duración superior al bienio resisten bastante mejor (sobre todo en el caso de las empresas) el descenso sostenido de los tipos de interés.

Importe de las nuevas operaciones

El importe de las nuevas operaciones bancarias para solicitar meter dinero en depósitos a plazo nos permite saber cómo está el apetito por este tipo de productos y cómo ha cambiado. Observando los datos de familias y empresas, se concluye que los depósitos a plazo de hasta un año de duración son los que tienen una mayor demanda. En el caso de los hogares, en octubre de 2017 se metieron en contratación de nuevos depósitos 15.691 millones de euros, de los cuales 10.536 millones fueron a depósitos de hasta un año de duración, 4.590 entre uno y dos años y 565 a más de dos años. Este mismo comportamiento lo replican las empresas. Las sociedades no financieras, en octubre pusieron 7.165 millones de euros en depósitos, la inmensa mayoría de este importe (6.493 millones) fueron a depósitos a plazo de hasta un año de duración. Por su parte los depósitos de entre uno y dos años y los de más de dos años tuvieron una demanda de 487 y 185 millones de euros respectivamente.

Tipos de interés de las nuevas operaciones con depósitos

Viendo cuál ha sido la evolución del interés remunerado por cada depósito a plazo en función de su periodo de duración se observa la razón principal de por qué los depósitos a solo un año de vida tienen el mayor tirón. La sostenida caída de los tipos de interés ha hecho que los tipos de interés de las nuevas operaciones converjan en niveles cercanos al 0% y el 0,5%. Cuanto mayor sea la duración de un depósito a plazo, mayor es el “sacrificio” que asume el ahorrador al tener su dinero aparcado durante más tiempo, con lo que demandará una mayor rentabilidad como compensación. Ahora bien, si en la oferta del mercado nacional de depósitos se han estrechado las diferencias entre los intereses ofrecidos por los depósitos a plazo hasta ser prácticamente inexistentes, los ahorradores optarán por lo depósitos a plazo de menor tiempo de duración, al suponerles un menor sacrificio.